Segundo Encuentro de Promotores de Masculinidades Alternativas del Suroccidente colombiano: "Hombres cultivando masculinidades equitativas”

Segundo Encuentro de Promotores de Masculinidades Alternativas del Suroccidente colombiano: "Hombres cultivando masculinidades equitativas” 13,14 y 15 de febrero del 2020 - Cali Colombia.




Hoy, diversas organizaciones, colectivos y movimientos en la ciudad y la región, viven un surgimiento de distintas experiencias que vienen repensándose de diferentes formas las masculinidades, desde los espacios que impulsan, articulándose con los movimientos sociales de mujeres, organizaciones de población afrocolombiana, cabildos indígenas y otros espacios y procesos de sectores populares.

Es por ello que se genera este segundo encuentro los días 13, 14 y 15 de febrero que concentra a más de 140 hombres del suroccidente que intercambiar vivencias personales, colectivas y comunitarias orientadas a la promoción de masculinidades no violentas y equitativas, con el fin de fortalecer estrategias de trabajo con hombres en los diferentes contextos.

Las tres organizaciones desarrollan el trabajo en masculinidades desde lo vivencial, lo comunitario y académico, que aportan desde una perspectiva relacional la fraternidad, armonía y el amor en las masculinidades, para acercarse a bases estratégicas que contribuyan a la disminución de las desigualdades y violencias de género y a la promoción de masculinidades género-sensibles, equitativas, no violentas y cuidadoras.

Lo que hoy se vive en la ciudad de Cali, es por la aparición de movimientos, espacios y colectivos alrededor de la promoción de masculinidades no hegemónicas o alternativas que se originó con la incursión de las mujeres académicas, investigadoras y activistas sociales en estudios y espacios reflexivos y de incidencia, alrededor de las inequidades de género desde una perspectiva feminista y posteriomente en estudios de hombres y masculinidades.

El surgimiento de colectivos de hombres y/o activistas en pro de las masculinidades no hegemónicas se ubica a comienzos de la década de los setenta, período en la que se desarrollaron diferentes movimientos sociales y políticos como el movimiento gay, el movimiento feminista y el movimiento indigenista. Muchos de los primeros activistas hicieron parte de movimientos de izquierda, antimilitaristas, pacifistas, ambientalistas y en pro de los de los derechos humanos. Experiencias como las del movimiento del Lazo Blanco, surgido en Montreal Canadá en 1991, y la Alianza Global de los hombres por la Equidad de Género Men Engage.

Este contexto histórico llevo en el mes de noviembre de 2013 la realización del primer encuentro de hombres del suroccidente colombiano en Cali “De hombre a hombre, sembrando semillas de Noviolencia” apoyado por la organización LUSH, en el que participaron 75 hombres organizados y no organizados, mestizos, afros e indígenas de Cauca, Nariño, Valle y Bogotá, dicha actividad fue impulsada por las organizaciones Taller Abierto y Corporación Viviendo de Cali.

Producto de este encuentro, y a partir de una reunión realizada en el mes de febrero de 2014, con hombres que participaron en este evento, se definió impulsar la creación de un espacio permanente de intercambio de hombres alrededor de sus experiencias o vivencias con el fin de revisar y cuestionar paradigmas de masculinidad dominante y construir paradigmas de masculinidad alternativas en los espacios personales, familiares y sociales.

Este espacio tomó el nombre de Círculo de hombres de Cali e inició en abril de 2014 como un espacio de intercambio de historias y vivencias de los hombres alrededor de sus experiencias erótico/afectivas, sexuales y sociales. Posteriormente se fue implementando también como un espacio de formación interna de sus integrantes y de proyección de acciones de cara a la ciudad a nivel formativo, comunicativo y comunitario.

“Si el hombre pudiera decir lo que ama, si el hombre pudiera levantar su amor por el cielo como una nube en la luz; si como muros que se derrumban, para saludar la verdad erguida en medio, pudiera derrumbar su cuerpo, dejando sólo la verdad, la verdad de sí mismo, que no se llama gloria, fortuna o ambición, sino amor”.
Luis Cernuda

Taller de identidades e identidad de género

Se llevó a cabo el taller de identidades e identidad de género con el grupo de Jóvenes Con Decisión Y Visión Hacia Un Futuro Mejor, del Rodeo ciudadela de Jamundí. 

El espacio contó con la participación de más de 30 hombres y mujeres jóvenes del proceso, con ellos se diálogo sobre la identidad a nivel conceptual, como se construye, se entiende y que también es interpretada en cosas o ideas; pero así mismo se hablo en la importancia en los individuos, ya que esta permite identificar rasgos y costumbres y el quien soy yo, del mismo modo respectar la individualidad de los demás.

Con ellos se trabajó a través de una dinámica “dibujo de la silueta del cuerpo” donde ellos plasmarían sueños, fortalezas, gustos, temores y miedos y orígenes, momento en el cual entre risas y dudas expresaron sus nociones, sentimientos, anhelos, etnia y esperanzas a ser mejores como hombres y mujeres. 

Del mismo modo se les retroalimento expresando que como seres estamos en constante interrelación con otros y otras y contextos, estos van definiendo lo que somos, que puede ser aspectos positivos o nocivos, en ese sentido, se exalto que debemos construir criterio para saber identificar que es más saludable y benéfico para la calidad de vida de cada uno de ellos. 

Al respecto, también se diálogo sobre la identidad de género, siendo la sexualidad con el cual una persona se identifica psicológicamente o con el cual se define a sí mismo y que se inicia desde temprana edad en cada hombre y mujer, porque la identidad de cada uno va a estar constituida también por si uno es hombres o es mujer, su orientación sexual, sus rasgos étnicos, prácticas culturales y religión y en ese marco hay que respetarlas y exigir ser respetados.

Taller en prevención de violencias.

Se llevó a cabo el Taller en prevención de violencias con los comuneros y comuneras, grupo de hombres y mujeres que hacen parte de la guardia Indígena de Huellas Caloto.

Espacio iniciado con el himno de la guardia símbolo de resistencia y exaltación del orgullo de la comunidad, del mismo modo se hizo una dinámica de integración para entreteje lazos de confianza, amistad para la unión como grupo que defiende el territorio.

Actividad con la participación de más de 40 hombres y mujeres del territorio, espacio en el que se conversó, oriento y aclararon dudas sobre los tipos de violencias y como prevenir. Del mismo modo, se enfatizó en las consecuencias que tiene la violencia contra las mujeres; es el surgimiento del miedo, este limita la capacidad de pensar, actuar y decidir, y esto es una problemática que debe importarle a toda la sociedad porque como especie actuamos en engranaje, si uno funciona deficiente afecta el progreso social, porque tiene un impacto en la mujer, hijos e hijas y la familia, ya que fractura la armonía y felicidad de la mujer.


Durante el espacio se conversó sobre una dimensión que muy poco se toca y que tiene efectos nocivos en las mujeres, a nivel emocional en ellas se producen trastornos psicológicos y físicos que degradan la calidad de vida y sumado a esto, las mujeres crecen en sociedades y familias machistas que las limitan en su liderazgo, decisión y sueños, todo esto a través del tiempo va generando estados de naturalización, como consecuencia es que las mujeres son violentadas, denigradas y subvaloradas.

Al final se enfatiza a las comuneras y comuneros que una forma de menguar estas situaciones es a través de estimular la participación, proyección y liderazgos de todas las mujeres en los diferentes espacios de la comunidad.